Páginas

jueves, 6 de marzo de 2014

Samsung patenta un revolucionario teclado que se proyecta en las manos



Samsung no suele ser famosa por innovar demasiado todo hay que decirlo, sino más bien por conseguir ir reuniendo las novedades de otros fabricantes en unos, o muchos, dispositivos. Sin embargo, en esta ocasión se merecen todo el crédito, pues han patentado un nuevo teclado que podría cambiar en el futuro la manera en la que escribimos. Un teclado que se proyecta en nuestra manos.



Los teclados de proyección no son un nuevo concepto. Las películas de ciencia-ficción, e incluso los libros de este género, ya hablaban de este tipo de teclados hace varios decenios. Sin embargo, nadie ha sacado algo eficaz que funcione bien y que sea capaz de relevar a los teclados físicos o a las pantallas táctiles. Eso podría cambiar con este nuevo teclado que Samsung ha patentado

Las imágenes son claras y nos permiten ver en qué consistiría el mismo. Con las palmas de nuestras manos hacia arriba, cada una de las falanges serían una letra. El dedo pulgar quedaría liberado, pues sería el puntero que seleccionaría la letra, por así decirlo. Las letras que no cupieran, que serían muy pocas, estarían en la parte superior de la mano. Con las dos manos, podemos tener un completo teclado Qwerty y los dos dedos pulgares libres para teclear. Una cámara tendría que enfocar a nuestras manos, e ir captando nuestras pulsaciones.

¿Veremos esto pronto en algún Samsung? Lo más probable es que pronto no veamos nada, pero tampoco podemos descartarlo. Incluso es posible que la compañía se plantee utilizar este tipo de sistemas en sus propias gafas inteligentes, algo que sería realmente revolucionario. Llevándolo más allá, se podría crear hasta un sistema swype, en el cual no tengamos ni siquiera que pulsar en las letras, sino solo desplazarnos por las letras que compongan la palabra, como en SwiftKey.

Habrá que esperar, eso sí, para ver este tipo de sistemas, pero parece mucho más cómodo que todos los demás que hemos visto en el momento. Google patentó uno semejante en el que también se utilizaban las manos, pero que era mucho más complejo. Este resulta mucho más familiar, pues al fin y al cabo seguimos teniendo un completo teclado Qwerty en el que no será fácil equivocarnos de tecla, como ocurría con los otros teclados que se habían patentado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

bet.ucoz.co.uk